visitas numero :
   
 
 
 
Beneficios Medioambientales
10-07-2012
   
 
BENEFICIOS DE LA LEÑA CERTIFICADA
12-09-2012
 

La leña es la tercera fuente de energía más importante después del petróleo y el gas, y  junto a la energía hidroeléctrica, es el único energético renovable que se produce y se utiliza en forma significativa en Chile.

Se calcula que al año se consumen en el país cerca de 12 millones de metros cúbicos de leña y que más del 50% de los hogares desde Rancagua al sur la demandan para calefacción. Por tal razón, y para que la leña no produzca problemas ambientales, se necesita de productores y consumidores responsables que elijan leña certificada.
Leña con etiqueta
La certificación busca disminuir la venta informal, la evasión de impuestos, la contaminación del aire y además impulsar la correcta entrega de información a los consumidores para su compra.
La certificación es una herramienta de mercado voluntaria, donde un tercero proporciona una garantía escrita de que un producto cumple con ciertos estándares. En este caso es el Consejo Nacional de Certificación de Leña la entidad encargada de entregar esa garantía a los consumidores a través de consejos de leña locales. Lo que se certificará no será la leña en sí misma, sino a los comerciantes finales de leña, quienes podrán acceder a este sistema una vez cumplan los estándares exigidos.
Este sistema es de carácter público privado y tiene por finalidad formalizar paulatinamente el mercado de la leña, como una forma de enfrentar los principales problemas ambientales asociados a su uso como es la progresiva degradación y eliminación de los bosques nativos y la contaminación atmosférica por uso masivo de leña húmeda.
Ventajas de la leña certificada
Garantiza que está seca. Al estar seca, tiene un contenido de humedad inferior al 25%, que hace más eficiente la combustión, genera más calor, permite ahorrar en volumen y reducir la contaminación del aire.
La compra de leña por kilo, canasto o saco, tiene su equivalencia en metros cúbicos, lo que facilita la comparación de precios independiente de la unidad que se utilice.
La boleta o factura entrega información sobre las principales características del producto, como volumen, contenido de humedad, etc.
Buenas prácticas
Si no quiere contaminar a sus vecinos, instale el cañón a 1,5 metros de altura desde el techo.
Encienda la estufa con no más de dos o tres palos de leña.
No haga durar el fuego cerrando las entradas de aire.
Mantenga limpias las estufas y el cañón porque se puede obstruir el hollín y disminuir el tiraje afectando la combustión.
Recuerde. En las regiones Metropolitana y Novena existe prohibición de usar chimeneas en episodios de contaminación ambiental.

 Se calcula que al año se consumen en el país cerca de 12 millones de metros cúbicos de leña y que más del 50% de los hogares desde Rancagua al sur la demandan para calefacción. Por tal razón, y para que la leña no produzca problemas ambientales, se necesita de productores y consumidores responsables que elijan leña certificada.

Leña con etiqueta

La certificación busca disminuir la venta informal, la evasión de impuestos, la contaminación del aire y además impulsar la correcta entrega de información a los consumidores para su compra.

La certificación es una herramienta de mercado voluntaria, donde un tercero proporciona una garantía escrita de que un producto cumple con ciertos estándares. En este caso es el Consejo Nacional de Certificación de Leña la entidad encargada de entregar esa garantía a los consumidores a través de consejos de leña locales. Lo que se certificará no será la leña en sí misma, sino a los comerciantes finales de leña, quienes podrán acceder a este sistema una vez cumplan los estándares exigidos.

Este sistema es de carácter público privado y tiene por finalidad formalizar paulatinamente el mercado de la leña, como una forma de enfrentar los principales problemas ambientales asociados a su uso como es la progresiva degradación y eliminación de los bosques nativos y la contaminación atmosférica por uso masivo de leña húmeda.

Ventajas de la leña certificada

Garantiza que está seca. Al estar seca, tiene un contenido de humedad inferior al 25%, que hace más eficiente la combustión, genera más calor, permite ahorrar en volumen y reducir la contaminación del aire.

La compra de leña por kilo, canasto o saco, tiene su equivalencia en metros cúbicos, lo que facilita la comparación de precios independiente de la unidad que se utilice.

La boleta o factura entrega información sobre las principales características del producto, como volumen, contenido de humedad, etc.

Buenas prácticas

Si no quiere contaminar a sus vecinos, instale el cañón a 1,5 metros de altura desde el techo.

Encienda la estufa con no más de dos o tres palos de leña.

No haga durar el fuego cerrando las entradas de aire.

Mantenga limpias las estufas y el cañón porque se puede obstruir el hollín y disminuir el tiraje afectando la combustión.

Recuerde. En las regiones Metropolitana y Novena existe prohibición de usar chimeneas en episodios de contaminación ambiental.